viernes, 23 de abril de 2010

every moment





2 comentarios:

Querelle dijo...

Qué tiempos aquellos en los que yo deseaba tener pechos para lucir un bonito sujetador negro y de encaje para Ville Valo. Luego desarrollé del todo y me convetí en un lobo. Peludísimo. Claudia, sigo tu blog y, en breve, leeré tu evolución de las especies. Un abrazo.

claudia apablaza dijo...

gracias, querelle. desde este lado del pc, intento evolucionar.
y qué bien que lo encontraste, digo... el diario.