martes, 23 de marzo de 2010

méxico en una libreta de amor







antes de ayer llegué de méxico. hice amigos allí: maura, majo, raúl, matías, yaxkin, josé y otros.
intenté cerrar la fisura del terremoto.
no pude.
apenas llego a bcna, mi hermana me pregunta si estoy bien. nos vamos al bar y comemos patatas bravas. demasiada mayonesa.
carola me pregunta si estoy bien.
no estoy bien, apunto en mi libreta.
leo las cartas de amor entre joyce y nora bernacle.
quiero cartas de amor.
duermo 19 horas seguidas.
sólo a ratos se puede. me dicen que espere unos meses. esperaré algunos.
quiero volver.
desde lejos no se puede, apunto. desde lejos no.
hoy me voy al cubano. allí veré a mis amigos. dicen que escriben un cuaderno entre varios. antes pasaré por la finca. diré: un piso por tres meses! ella va a mirarme con ojos enormes. supongo que me dirá que sí.
escríbeme nora, escríbeme, dice joyce.
lo extraño. qué raro. podríamos tejer ese discurso entre varios.
acaba de sonar mi móvil, me llamaban del 1444.

escríbeme nora, escríbeme, dice joyce en la página 45. soy desgraciado, lloro por mi desgraciado amor.

también me dio gripe. papá estaba con gripe a lo lejos.
siempre nos enfermamos juntos.
después sospechaba mal de amor en méxico.

querida mía, dice joyce, estoy terriblemente preocupado por lo que has escrito: ¿estás enferma?

6 comentarios:

dario dijo...

se te extrañaba...

Darío

claudia apablaza dijo...

hasta el jueves, entonces. rematar la especie.

Odradek dijo...

Lea por mí "Dublinesca", se lo ruego. Yo no puedo.
Joyce se presenta en las primeras cartas como un diácono dispuesto a profanar el templo Nora.Hay que ser muy fiel a esa profanación.
Un abrazo, Apablaza.

Revista Shandy dijo...

Saludos, Claudia.
Vi algunas fotografías de Regeneración Narrativa Chilena. Qué pena que no pude asistir. El número está por salir de la imprenta. Te debo algunos números. Ya los haré llegar a ti.

claudia apablaza dijo...

hola, shandy.
te esperamos esos días en el df.
será para la próxima.
y espero las revistas.
un abrazo
claudia

claudia apablaza dijo...

y odradek, leeré por ti dublinesca.