domingo, 27 de septiembre de 2009

tiempo de abrazar y un inédito de bolaño


hoy me tocaba ir al mercado de san antonio. me propuse comprar la mayor cantidad de libros por poquísimo dinero. esto de necesitar la biblioteca se vuelve insoportable, a veces sueño con ella, a veces la busco en balcones, en ventanas ajenas, en casas de amigos o vecinos, en los reciclajes, en otras habitaciones, incluso en libros que hablan de libros, en personajes que describen las suyas, en llamadas telefónicas, en chats, fotos, googleos, paseos, etc.

hasta pedí que me rebajaran los precios y tuve suerte.
a pesar de que anoche hablé hasta casi salir el sol por estos lados, hoy me levanté tempranísimo y partí con mi bolsa de género oHHH!, yes betty, I´m hungry for love, bolsa que me regaló rosa.

conseguí unos diez libros aprox. hace tiempo que buscaba leer a prochazka y su cuarenta sílabas, catorce palabras. tiempo de abrazar, de onetti. las correcciones de franzen. melissa bank y su manual de caza y pesca para chicas. prisiones y paraísos de colette. curiosamente me acabo de comprar el primer libro que tengo en mi vida, y en mis manos, de márai: confesiones de un burgués. creo que ni siquiera había agarrado uno en librerías. además, por menos de un euro paseos etruscos de d.h. lawrence. y hay más, muchos más, pero definitivamente lo que más me llamó la atención en este paseo fue un libro de fidel castro publicado por anagrama: imperialismo, tercer mundo y revolución, publicado en 1975.

iré leyendo de a poco. no prometo grandes comentarios. sólo ir abriendo y cerrando los libros a mi antojo esta semana, y si quiero dejar abandonado alguno, seguro que lo haré.


tal vez el otro domingo regreso, hasta completar de a poco la biblioteca que ando imaginando, esa que viaja de chile a barcelona, que se viene en barcos, que se va nuevamente para esos lados y regresa y va, y vuelve, y está y se regresa y ya no está, y ahora sí que está toda acá en mi cabeza si es que llego a cerrar los ojos; puedo verla claramente, la tengo en mis manos.


para terminar, doy la enorme noticia de que, para los lectores de roberto bolaño, la revista www.60watts.net acaba de publicar el contorno del ojo, cuento inédito, más que inédito, sólo estaba publicado en una antología del año 83 que hizo el ayuntamiento de valencia por un concurso literario.



5 comentarios:

Antonio Díaz Oliva dijo...

Qué extrañísimo el libro de Fidel en Anagrama. "Las correcciones" me aburrió bastante. Creo que Franzen anda un resto sobrevalorado, aunque algunos de los ensayos de "Cómo estar solos", están bien.


Saludos Claudia,

ADO

claudia apablaza dijo...

es extrañísimo, antonio. jamás me lo imaginé. aunque es de 34 años atrás. lo de franzen lo leeré con calma, me cuesta mucho dar opiniones de escritores que no he leído. bien lo ha dicho zambra hoy en su artículo de la envidia. así que sigo por la senda del lector.
saludos
ca

sabelaimagen dijo...

Qué bello es Tiempo de abrazar, sobre todo aquel momento en que el personaje ve venir a esa mujer escandalosamente joven y desnuda tras la ducha. Creo que Onetti escribe entonces sobre cómo el tiempo desencuentra a las personas por el simple hecho de existir.

Me gusta que los blogs se estén volviendo anacrónicos, así que por fin me decidí a poner textos viejos y nuevos en este emiliogordillo.wordpress.com
date una vuelta.

un abrazo

Pd: enviaste la carta ya?

claudia apablaza dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
claudia apablaza dijo...

hola, querido emilio,
ahora sí, el anterior venía con faltas. jejej. acá voy:

me parece ideal que te hayas decidido a poner tus textos. me daré un paseo hoy mismo.
por qué dices anacrónicos? te refieres a que se van comentando libro antiguos?
que se recuperan del cajón que levanta polvo y luego nos quedan las manos un poco sucias y hay que correr al baño por jabón?
la carta la enviamos esta semana con iván, estamos puestímos en ello. tenemos poco tiempo, pero por estos lados casi no respiramos para que todo resulte.
entonces, la carta la revisamos última vez y va.
un abrazo
claudia