viernes, 22 de mayo de 2009

forma de la ausencia/ yannis ritsos








XIII

La noche -oscuridad inmutable-, petrificada-
sella los labios y los ojos; el brazo no puede
extenderse, ni la pierna moverse. Todo está hecho
de un negro compacto. Sólo una pequeña cruz
da luz en la noche -tronco blanco de un árbol cortado
de mármol, con tu pequeño nombre,
y un blanco zumo de la memoria asciende por dentro de él,
haciendo que se muevan -ramas tiernas-
las letras de tu nombre.


(la traducción es de miguel castillo didier)

5 comentarios:

Lorena Amaro dijo...

Qué triste y delicado, muy hermoso en verdad.

claudia apablaza dijo...

lorena,
creo que te había hablado de patricia de souza, este es su blog: http://palincestos.blogspot.com/, y bueno, su novela se va a publicar pronto, para que la leas.
abrazo
claudia

Juan Secaira dijo...

hola, primera vez que me animo a comentar, qué buen poema, sutil. Muy buen blog, saludos

claudia apablaza dijo...

juan, hola. gracias por la lectura del poema. subiré otros de ritsos esta semana, es una antología que se hizo acà en chile en una editorial minùscula llamada las dos fridas.
bueno,
estamos hablando
claudia

Magda Díaz Morales dijo...

Qué hermoso poema. El final es estupendo.